• Delicatessen Parte 4: del cerdo hasta los andares

Pues como bien dice el título de esta entrada, del cerdo hasta los andares.De él nos comemos sus orejas, sus entrañas (por muy mal que suene), el rabo, la piel y, cómo no, las patas. En España, las manitas de cerdo se suelen estofar con legumbres, se añaden a guisos importantes como las lentejas o las alubias. Pero en Italia, en la zona de las Marcas, las manitas de cerdo se comen solas y en poco caldo. Se cuecen y se saltean con un poco de vino dulce al estilo Oporto que allí se llama vino cotto.


Ingredientes:
Manitas de cerdo
Hierba de hinojo
Sal y pimienta
Un vino dulce estilo Oporto

Cuece las manitas de cerdo en agua con sal, un poco de laurel y granos de pimienta. Cuécelas en olla exprés unos 40 minutos, o en olla normal, a fuego lento, durante 2 horas o más. Hasta que estén bien tiernas.

Pon las manitas cocidas en una sartén y riega con el vino dulce y añade el hinojo. Deja reducir unos minutos y sirve. Rico y sencillo.

3 comments:

  1. Si que deben de estar buenas las manitas elaboradas así. Me quedo con la receta.
    Beso de Orquidea59

    ReplyDelete
  2. Una receta de siempre con un toque orginal, que más se puede pedir?? Ah si! tenerlo aquí delante para comérmelo!!! :-D
    Besosssss

    ReplyDelete
  3. qué cosa más buena, me apunto a hacerla !!

    saludoss

    ReplyDelete